Blog de MariaPintado Idea guardada 76 veces
La valoración media de 137 personas es: Muy buena

Cómo fabricar un escritorio

Escoge entre estas opciones



Esta semana comenzamos nuestro especial 'Vuelta al cole', ya que quedan pocos días para que las escuelas abran de nuevo sus puertas. Por ello, este reportaje va dirigido a cumplir una de las claves para conseguir un buen rendimiento en casa, y es tener un lugar adecuado para el estudio.

 

Para que cualquier niño pueda trabajar en casa necesita un espacio destinado a ello, en el que pueda centrarse, y en este espacio será fundamental contar con un buen escritorio. Por ello, aquí os mostramos tres opciones para fabricar vosotros mismos el escritorio de su habitación.

 

Un escritorio empotrado

La primera opción, como veis en la imagen superior, es un diseño colgado en la pared, que da la sensación de estar empotrado en la misma. Es un modelo cómodo, de estilo moderno y que ocupa el mínimo espacio.

 

Para fabricarlo han empleado cuatro tablones y unas escuadras. Por un lado han montado la estructura inferior, compuesta por uno de los tablones y los dos laterales, y por otro han colocado la tabla superior en la pared a partir de unas escuadras, de la misma forma que colgaríamos una balda. A continuación, han unido la estructura inferior a la balda y, con eso, ya han finalizado el escritorio, con espacio para guardar las cosas.

 



 



 

La sencillez del reciclado

Para el modelo que veis en esta imagen han empleado un tablón y dos taburetes altos de bar. Como veis, la fabricación en sí no tiene ninguna complicación, puesto que lo básico ha sido pintar los taburetes, teñir los tablones y atornillar la base.

 

Además, basándonos en esta idea podemos fabricar nuestro propio diseño empleando otras piezas que tengamos en casa, como, por ejemplo, dos escaleras de madera.

 



 

 


Un escritorio plegable

Una situación muy habitual es que nos encontremos con problemas de espacio a la hora de colocar el escritorio en una habitación infantil, ya que este reduce el hueco libre para el tiempo dedicado a los juegos. Por eso, en estos casos la mejor opción es decantarnos por los modelos plegables.

 

Para ello solo tendremos que adquirir dos escuadras plegables y un tablón de madera que atornillaremos a las mismas.

 



 

 

Agradecimientos: a Design Sponge, Upcycle That y Dianabuild por las ideas y las imágenes.

 

¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos