Bricolaje

Blog de MariaPintado Idea guardada 182 veces
La valoración media de 183 personas es: Muy buena

Cómo decapar un mueble

Imagen 0


Decapar un mueble consiste en retirar los restos de barniz o pintura antiguos. Esta técnica es el primer paso que se aplica cuando nuestra intención es restaurar o lacar un mueble.

Así, para superficies lisas que no tengan una capa muy gruesa de pintura o barniz, para decapar nos servirá la lijadora eléctrica, o, en cualquier caso, aplicar un lijado manual con un papel de lija. Esta última opción es más favorable para muebles delicados que puedan dañarse fácilmente.

Si la capa es más gruesa y con el lijado no es suficiente, tendremos que aplicar un decapante, es decir, un producto químico, que pueden venir en formato líquido o en gel. Así, en este caso lo que debemos hacer es aplicar una buena capa del producto con una brocha de cerdas gruesas.

Al cabo de 15-20 minutos (vendrá indicado el tiempo en el envase) comprobaremos como el decapante empieza a hacer efecto, y la pintura o barniz se va cuarteando e inflando. Es en este momento cuando debemos empezar a retirar con una espátula los restos, con mucho cuidado para no rayar la superficie.

Después de esto, es conveniente limpiar la superficie y rematar el trabajo con una lija de grano fino. También podemos emplear un disolvente para retirar los restos de decapante que queden.

Por último, también tenemos la opción de emplear un decapador por aire caliente, una máquina cuya función es reblandecer la pintura o el barniz, a medida que vamos retirándolo con la espátula.

¿Qué técnica empleáis vosotros?
¿Vulnera este post tus derechos? Envía una notificación de una presunta infracción de derechos. También puedes hacerlo a través de nuestro formulario de contacto.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos

¡No te pierdas nuestra selección diaria!

Suscríbete y recibirás en tu correo nuestras mejores ideas

Suscríbete ahora