Blog de chocoleta Idea guardada 35 veces
La valoración media de 14 personas es: Muy buena

Diviértete haciendo cajas

Una tarea de carpintería ahorrativa y provechosa

Si te acostumbras a fabricar cajas conseguirás tres ventajas: la primera, aprovechar al máximo los restos sobrantes de madera. La segunda es obviamente disponer de cajas, un objeto de gran utilidad en cualquier espacio de la casa, desde el garaje al salón, desde el humilde cofre para herramientas hasta las arquillas ornamentales de sobremesa.

 

El tercero de los beneficios es practicar, adquirir soltura, ejercitarte, probar nuevos ensambles, mejorar tu técnica. Para animarte a empezar, te damos unas pautas y consejos, empezando por la selección de materia prima. Dado que no necesitas observar medidas concretas, puedes trabajar a cualquier escala. Y con madera de palet el aprendizaje te saldrá gratis.

 

 

 

 

Los palets son efectivamente una materia prima que podemos usar con magníficos resultados en este tipo de trabajo. Recordemos que se trata de pino, madera de calidad más que aceptable. Después de cortar y lijar, las tablas ofrecerán un excelente aspecto, y con un acabado primoroso conseguiremos cajas que después nadie relacionará con un polvoriento y deslucido palet.

El ensamble ‘dentado’ es sencillo de realizar, y muy propio de las cajas y otros pequeños objetos de madera.

La madera no necesita muchos adornos, cualquier caja de líneas sobrias resultará un objeto atractivo. Para realzar la estética con un toque sencillo podemos recurrir a cantoneras y apliques de hojalata, hierro o latón, según convenga al estilo de los muebles circundantes.

Observemos de qué manera tan sencilla se ha conseguido un cierre de tapa deslizante, en esta bella caja antigua de labores. Ha bastado encolar por el interior de las cuatro paredes unos listoncillos, colocando encima a la distancia precisa unos junquillos por tres lados, dejando el frente abierto.

Las divisiones interiores son muy prácticas en cofrecillos y cajas, podemos realizarlas con diversos procedimientos de fijación, procurando siempre que el montaje sea fiable y resistente.

¡Ningún resto de madera es insuficiente! Si no tenemos bastante para hacer una caja de costura, fabricaremos una cajita para guardar collares. Y si no, un estuche para los pendientes. En cada caso podremos aprovechar toda la madera disponible.

Y cuando se nos acaben las ideas, las tiendas ofrecen multitud de modelos que podemos copiar, entre diseños llegados de cualquier parte del mundo. Por ejemplo, estos simpáticos recipientes indios. Cualquier ejemplo puede ser la semilla de un trabajo ameno y didáctico.



¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos

Relacionado

caja de la fruta caja de fruta reciclar caja de fruta ...

Ideas para reciclar cajas de la fruta

Un objeto versátil fácil de decorar

En este reportaje te reunimos algunas fantásticas ideas para reciclar cajas de la fruta, un material que podemos decorar fácilmente y transformar en muchísimas opciones.

dm tablero lima ...

Cómo hacer coches y trenes de juguete

Los regalos que entusiasmarán al pequeño de la casa

La Navidad es una fiesta por y para los niños. En una entrañable confabulación, los adultos de innumerables países ponen su mejor empeño para que Papá Noel, Santa Claus y los Reyes Magos lleguen durante la noche, propiciando la ilusión más inolvidable para los pequeños. La mágica aparición de los juguetes les regocija durante todo el año. Además de la gran cita, cualquier momento es ...